Con motivo del reciente Día Internacional de los Bosques, el pasado 25 de marzo, tuvo lugar el desayuno de trabajo “Bosques, Economía y Cambio Climático” organizado por el Grupo Español de Crecimiento Verde (GECV) en la sede de Iberdrola de Madrid.

El acto estuvo presentado por Gonzalo Sáenz de Miera, Vicepresidente del Grupo español de Crecimiento Verde y Director de Cambio Climático de Iberdrola.

En primer lugar, intervino Doña Valvanera Ulargui, Directora de la Oficina Española de Cambio Climático (Ministerio de Transición Ecológica), hablando sobre el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2030 y la visión de los bosques y sumideros en la adaptación y mitigación climática.

“Hay un claro valor de los sumideros naturales a largo plazo”

Doña Valvanera Ulargui

A continuación, D. José Manuel Jaquotot, Subdirector General de Política Forestal (Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación), profundizó en la coordinación de la Acción Climática con la política forestal y la importancia de la implicación de las empresas en comunicar, consumir productos y financiar proyectos implicados en la gestión forestal.

“El monte utilizado es el monte cuidado”

José Manuel Jaquotot

Posteriormente, llegó el turno de hablar sobre las sinergias con la acción climática del sector privado, lugar en el que tuvimos el honor de participar con la ponencia que os dejamos a continuación. Además de Miguel López de KAIA, intervinieron Pedro Medrano, Director de la Asociación Forestal de Soria; Jorge Pina, de Endesa y Fátima Rojas de Red Eléctrica de España, hablando de sus proyectos realizados en la península ibérica y los beneficios de los bosques más allá de las compensaciones de carbono.

Desayuno de Trabajo “Bosques, Economía y Cambio Climático”

Finalmente, tuvo lugar un interesante debate en el que intervinieron representantes de otras instituciones que acudieron al desayuno como Valentín Alfaya (Presidente del GECV), Fernando Valladares (Consejo Superior de Investigación Científica, CSIC), José Luis Muñoz (Director Climate Kic), José Luis Rodriguez Gamo (Ferrovial Servicios) y Enrique Enciso (Sylvestris).

Intervención de KAIA en el evento:

 “Nos encontramos en un momento de cambio, de transición hacia modelos económicos sostenibles y descarbonizados. Donde hoy ha quedado claro que los bosques y las plantaciones forestales, vistos como sumideros de carbono naturales terrestres, son herramientas sencillas y eficaces para mitigar desde hoy los efectos del cambio climático, la desertificación o la pérdida de biodiversidad. Y donde también ha quedado claro que el patrimonio forestal nacional presenta un elevado potencial en la carrera climática.

Los bosques y los ecosistemas forestales son, por tanto, una apuesta de presente y para las generaciones futuras, que están ahora tan calentitas…

Si prestamos atención a la realidad de los Mercados Voluntarios del Carbono, la disparidad de precios del bono de C, o la diversidad de factores de absorción utilizados para el cálculo de las absorciones, observamos como la gran mayoría de proyectos de compensación de emisiones, mediante sumideros de carbono naturales terrestres, se ejecutan fuera del territorio nacional.

Analizado un poco más a fondo este hecho, nos hemos encontrado frente a una contradicción en la estrategia de muchas de las empresas del panorama nacional. Contradicción en las políticas y estrategias tanto comerciales, como productivas por un lado, como de sostenibilidad empresarial por el otro.

Me explico: muchas de estas empresas desarrollan gran parte de su actividad de negocio dentro del territorio nacional. De esta manera, las externalidades negativas derivadas dicha actividad repercuten aquí. Mientras que, las acciones de compensación, generadoras de múltiples externalidades positivas, se establecen fuera.

A diferencia de los proyectos ejecutados en otros países, los proyectos de compensación de emisiones a través de sumideros de carbono naturales terrestres en el territorio nacional son proyectos visibles y palpables por los grupos de interés de la entidad financiadora. Están enmarcados en estrategias empresariales a medio o largo plazo y aportan múltiples beneficios más allá de la compensación de emisiones, o de la actividad de la empresa de cara a generaciones futuras: Además estas acciones mejoran la calidad del entorno, generan belleza paisajística, nos aprovisionan de espacios de ocio y recreo, etc., etc., etc. y lo mejor de todo, no generan oposición social, sino todo lo contrario.

Hoy ya no basta con las necesarias políticas de reducción de residuos o eficiencia energética y movilidad, las externalidades positivas compensatorias debieran generarse donde se producen las negativas. A esto se le llama responsabilidad del productor con su entorno y sus grupos de interés.

Nuestros clientes financiadores son entidades productoras conscientes y responsables, que tienen en cuenta la realidad de su entorno y sus grupos de interés. Marcas reconocidas por ir más allá de la prestación de servicios y considerar las externalidades positivas, derivadas de sus acciones compensatorias, parte de la estrategia empresarial a medio y largo plazo.

Es simple, pretendemos cambiar el paradigma de productores que contaminan y cumplen con la ley por productores conscientes y responsables, que se adaptan a las necesidades actuales del entorno y sus grupos de interés, y se avanzan a la legislación.

En KAIA actualmente tenemos varias acciones proyectadas para la gestión y generación de sumideros de carbono naturales terrestres a lo largo del territorio nacional. Estas acciones no tienen como único objetivo la compensación de emisiones de GEI, sino que persiguen objetivos, por poner algún ejemplo, como: el desarrollo rural, la generación de economías verdes, o el simple goze y disfrute de los servicios ecosistémicos que generan este tipo de proyectos. Tabajamos en proyectos en municipios de Castilla La Mancha, Castilla y León, Extremadura y Comunidad Valenciana.

Entendemos que hay más soluciones al problema y que ya se están haciendo grandes esfuerzos en materia de energía y movilidad. Nosotros ofrecemos esta solución para mitigar hoy, que es tangible, a largo plazo y produce beneficios más allá de la compensación.

Muchas Gracias “